Léxico 3
3.1. Evolución fonética de las consonantes 3.2. Consonantes simples iniciales
3.3. Grupos de consonantes iniciales 3.4. Latinismos

3.1. Evolución fonética de las consonantes índice

Como hemos visto en la unidad anterior, la posición de las vocales en la palabra es uno de los factores que deben ser tenidos en cuenta a la hora de explicar su evolución al castellano. También en lo referido a las consonantes debe considerarse su posición, pues condiciona igualmente su resultado en las lenguas romances.

Para sistematizar el estudio del consonantismo, comenzaremos por el análisis de las consonantes en posición inicial de palabra, para lo que distinguiremos entre consonantes simples y grupos de consonantes.

3.2. Consonantes simples iniciales índice

Por regla general, las consonantes iniciales simples latinas se mantienen en castellano:

pinum --> pino
mundum --> mundo
dare --> dar
tabulam --> tabla

Hay, sin embargo, algunas excepciones a la conservación de esa consonante simple inicial. Las principales afectan a la f-, c-, g- y a la i- consonántica.

a) La f- inicial fue experimentando un debilitamiento en su articulación y acabó representándose por escrito como h- muda. Se conservó, no obstante, cuando iba seguida de r y de l y, en ocasiones, también ante diptongo:

facere --> hacer
formicam --> hormiga
filium --> hijo
pero
florem --> flor
frigidum   --> frío
fontem --> fuente

b) La c- inicial subsistió ante las vocales a, o, u con sonido gutural /k/:

capillum   --> cabello
colorem --> color

pero ante las vocales e, i tuvo una realización interdental:

cingere --> ceñir
circare --> cercar

c) La g- inicial se mantuvo cuando iba seguida de las vocales a, o, u, pero ante e, i pudo desaparecer o convertirse en y, h:

gaudium --> gozo
guttam --> gota
pero
gemmam --> yema
gelu --> hielo

d) La i- consonántica inicial tuvo diferentes evoluciones dependiendo de la vocal a la que precedía. Ante a tónica se mantuvo como consonante, representándose con la letra y:

iam --> ya
iacet --> yace

pero cuando la a era átona, se perdió:

ianuarium --> enero

y ante las vocales o, u, pasó al castellano con el sonido de j:

iocum --> juego

Ejercicio 1, Ejercicio 2, Ejercicio 3, Ejercicio 4

3.3. Grupos de consonantes iniciales índice

Por lo general, los grupos consonánticos complejos tienden a simplificarse en castellano en todas las posiciones. En inicial de palabra estos grupos complejos dan los siguientes resultados:

a) La s- inicial latina seguida de otra consonante (la llamada s líquida) desarrolló en castellano una e protética o vocal de apoyo:

studium --> estudio
sperare --> esperar
scutum --> escudo

b) Los grupos pl-, fl-, cl- en inicial de palabra evolucionan generalmente a ll-

plorare --> llorar
flammam --> llama
clavem --> llave

c) Los grupos ph- y th- iniciales (y también en cualquier otra posición) han pasado en castellano a f- y t-, respectivamente:

philosophiam --> filosofía
theologiam --> teología
theatrum --> teatro

d) El grupo ch- evoluciona en castellano al sonido /k/, representado por c o qu dependiendo de la vocal siguiente:

choleram --> cólera
chirurgicum --> quirúrgico

Ejercicio 1, Ejercicio 2, Ejercicio 3, Ejercicio 4

3.4. Latinismos índice

Por latinismos entendemos expresiones, palabras y sentencias tomadas del latín culto que se han incorporado a la lengua coloquial. En esta unidad estudiaremos los siguientes:

Referéndum: acción de volver a llevar. Remitir, devolver un asunto al pueblo para su consulta.

Ultimátum: último aviso. En el lenguaje diplomático, resolución terminante y definitiva comunicada por escrito.

Per saecula saeculorum: “por los siglos de los siglos”, para siempre. Se emplea para enfatizar la perduración de algo en el tiempo.

Númerus clausus: “número cerrado”. Alude a la limitación de la cantidad de alumnos en centros educativos.

Ex cáthedra: “desde la cátedra”, en tono doctrinal y solemne. Hace referencia a la silla alta en la que se sentaba el profesor en comparación con la más baja de su ayudante.

Grosso modo (ablativo): “de manera basta, aproximada”, sin detalle, a grandes rasgos.

Cursus honorum: Expresión con el significado “secuencia de cargos”. Alude a los puestos de menor a mayor importancia que debe ocupar quien asume una actividad política.

Álea iacta est: la suerte está echada, frase pronunciada por César al decidirse a cruzar el Rubicón para iniciar la guerra civil. Se utiliza cuando se toma una decisión arriesgada que no admite vuelta atrás.

Ejercicio 1, Ejercicio 2